Tal vez las frases que leerás a continuación te resulten familiar 🤔 : “Yo no como tanto para estar con sobrepeso”, “No se que hago pero todo me engorda”, “Ya no sé qué comer”… Nosotros mismos estamos conscientes de que algo falla a la hora de quemar las calorías que consumimos. ¿El problema? Puede ser tu metabolismo. Pero, ¿qué es este complejo engranaje? ⚙️ Al metabolismo se le compara frecuentemente con el motor de un auto . Como él consume grasa, necesita gasolina (hormonas tiroideas) y puede ir a varias velocidades. Es decir, a potencia o lento. Cuando ocurre esto último, un automóvil da tirones y el organismo se estanca, una disfunción que se traduce en aumento de peso.

¿Qué es el metabolismo?

🔄 El metabolismo es un conjunto de reacciones químicas que tienen lugar en las células del cuerpo. El metabolismo transforma la energía que contienen los alimentos que ingerimos en el combustible que necesitamos para todo lo que hacemos, desde movernos hasta pensar o crecer.

🔄 El metabolismo no solo juega un papel fundamental a la hora de engordar o de adelgazar, sino en nuestra vida en general. Aunque, puede verse influenciado por la carga genética, existen muchos otros factores (los vas a descubrir en la galería) que afectan e influyen en él y que desde fuera podemos modificar para ayudarlo a estar más activo.

Adelgazar es fácil si adoptas unos hábitos de vida que te ayudan a comer de una manera ordenada, a quemar más y a mantenerte en tu peso saludable. Pero, para perder kilos no basta con contar calorías, eliminar grasas y pasar de dulces. Es mucho más eficaz, y menos costoso, si el régimen se acompaña de un cambio de hábitos
.
Son pequeños gestos, fáciles de aplicar en la vida cotidiana y que harán mucho más llevadero el camino. Te explicamos algunos de ellos.

¿Qué hábitos debes incorporar en tu día para bajar de peso? 😵 Pues, aquí te los contamos.

🔝 Come más frutas y verduras, menos productos procesados y harinas.

🔝 Practica un deporte que te guste. Lo que hay que hacer es probar y probar hasta dar con aquello que te ayude a ser regular en tus entrenamientos. Lo que haga que te muevas al menos tres veces por semana dándolo todo.

🔝 Lleva un diario de lo que comes. Todos los días anota tus comidas, al finalizar la semana verás cuales fueron aquellos alimentos en donde cometiste los excesos para no cometer los mismos errores en la semana que entra.

🔝 Tener una motivación real. Escribe porqué realmente quieres este cambio y enfócate en lograrlo.

🔝 No estar siempre a dieta. No hay cuerpo que lo resista. De hecho, siempre decimos que la mejor dieta es la que te enseña a comer de forma equilibrada, que es más un modo de alimentarte de forma sana que una dieta. Por eso, cuando ya has llegado al peso deseado, debes poder incorporar comidas libres para encajar los compromisos que todas tenemos y no tener que pedir una ensalada cuando sales con las amigas o hacer una comida distinta en casa el fin de semana en lugar de compartir la que haces para toda la familia.

🔝 Buscar tus snacks permitidos. Picotear vas a picotear. Es normal que a media mañana o a media tarde te apetezca tomar algo. Pero deben ser snacks que te quiten el hambre sin sumar demasiadas calorías.

🔝 Cocina en casa. Uno de los básicos recomendados por los expertos si uno se toma en serio la tarea de perder peso. Por lo menos la mitad de lo que se toma debe ser cocina casera.

🔝 Planifica el menú a medio plazo, porque de esa manera se evita recurrir a lo primero que pillas cuando llegas a casa del trabajo. Estás demasiado cansado para cocinar y lo cómodo es pedir una pizza o sacar unas croquetas del congelador, lo que añade por lo menos mil calorías extra a tu dieta. El secreto es tener comida sana preparada de antemano o a punto de ser cocinada.

La motivación es un motor de nuestras decisiones y actividades y proponerse objetivos es necesario para tener el ánimo y la fuerza necesarias para seguir una dieta adelgazante. Perder aunque sea sólo un kilo ya debe ser motivo de celebración, pero la idea es auto compensarse con algo no relacionado con la alimentación.Las alternativas son muchas, desde actividades culturales y de ocio a deporte o aprender cosas nuevas.