Seguramente más de una vez has pronunciado la siguiente frase “estoy muy estresado”. Esto se debe a la tensión, ansiedad y nerviosismo que genera nuestro día a día proveniente de las obligaciones adicionales y problemas de la vida cotidiana.

Tener una cantidad elevada de estrés no es nada positivo para nuestra vida, ya que, esto nos podría ocasionar graves problemas de salud.

Acá te dejamos 10 pasos para aprender a disminuirlo.

✔️ Practica la meditación: Encuentra un lugar tranquilo, lejos de distracciones; aclara tu mente y concéntrate en tu respiración, entre 10 y 20 minutos. Trata de hacerlo diariamente, para que le des a tu cuerpo un descanso físico y mental.

✔️ Escucha música: Oír un disco de tu artista favorito o algunos sonidos relajantes como el movimiento del mar, cascadas o ruidos de la selva tropical, pueden ser un alivio para la tensión.

✔️ Haz ejercicio: Salir a caminar o participar en un programa de entrenamiento completo te ayuda físicamente y te estimula mentalmente.

✔️ Escribe: Llevar un diario es una gran manera de manejar tu estrés. Al mantener un registro, puedes explorar tus propios pensamientos y sentimientos.

✔️ Realiza yoga: Esta disciplina tiene muchos beneficios contra la tensión, gracias a la respiración controlada, la meditación y los ejercicios mentales.

✔️ Reduce el consumo de alcohol: Existen estudios que demuestran que la ingesta de cantidades de bebidas alcohólicas refuerzan los síntomas del estrés.

✔️ Experimenta la relajación muscular: Se realiza mediante el aislamiento de un grupo muscular, es decir, crea tensión durante 10 segundos y luego deja que el músculo se relaje.

✔️ Deja de comer en exceso: Cuando una persona está estresada suele ingerir grandes cantidades de comida, pero esta situación sólo te distrae temporalmente de tus problemas. Establece una estrategia de alimentación que te permita mantenerte sano y en forma.

✔️ Date un masaje relajante: Esta terapia es una de las más agradables y efectivas para reducir el estrés.

✔️ Descansa: Dormir las horas adecuadas cada noche es un componente vital de un estilo de vida saludable. La falta de sueño puede disminuir el rendimiento mental, incluyendo la pérdida de concentración y mala memoria.

Anímate a practicar los consejos que más te convengan y evita que el estrés se apodere de tu vida.